domingo, 12 de octubre de 2014

Girasol falso

Aún siendo mi color favorito, he de reconocer que el amarillo tiene un virado extraordinario hacia el blanco.
Esta planta de aspecto alegre, mucho más pequeña que el girasol, no se merece el apellido de falso. Es por eso que me he atrevido a reconducir su expresión: mi pequeño girasol continúa irradiando el color de la luz pero ahora lo hace en modo de inocencia, para que nadie le llame falso.